De una forma rápida y sencilla, se pueden definir los dominios, como el nombre de un sitio web. El dominio está conformado por las letras siguientes a www., es decir, el dominio es la forma en que vamos a poder ubicar nuestro sitio web en el internet. Bien reza el dicho, que “Lo que no se exhibe, no se vende” y que mejor manera de “vender”, que por internet. Y es que cuando nos referimos al término “vender”, no es tan literal como se lee, sino más bien se refiere, a dar a conocer tú marca, producto y/o servicio. Hoy en día, si no estás en internet, se puede decir que simplemente no existes, por lo tanto, es allí donde radica la importancia de contar con un dominio propio que sea claro, breve y preciso.

¿Cómo hago para comprar un dominio?

Para poder comprar y vender dominios, existen diversas empresas intermediarias autorizadas por la ICANN (Internet Corporation for Assigned Names and Numbers), que es el organismo que regula la compra y venta de dominios por internet.

Entre esas empresas, podemos mencionar: Flippa.com, Sedo.com, WebsiteDeal.com, GoDaddy.com, entre otras. Luego de entrar a la página web de su preferencia, deberá crear una cuenta con la cual podrá crear o comprar un dominio, su precio podría variar según la página, la calidad del nombre del dominio o el tiempo por el cual desea comprar ese dominio.

¿Cómo hago para vender un dominio?

Puedes vender tu dominio también a través de esas mismas empresas que permiten comprar o crear un dominio. Para ello, los dominios son sometidos a un proceso de subasta durante un tiempo determinado en el cual, ganará el dominio, el usuario que oferte más dinero dentro del límite de tiempo establecido.

¿Cómo puedo determinar el valor de un dominio?

Existen diversas características que le dan valor agregado a un dominio, como por ejemplo su nombre, su extensión, la antigüedad, el tráfico web. Un dominio con nombre corto, breve y directo, vale mucho más dinero que uno que contenga varias letras o incluso varias palabras, esto, debido a que será más fácil de memorizar por parte de los usuarios.

La extensión del dominio, es lo que sigue luego del www.tunegocio. (com, net, org, gov, info, biz, tv, etc.). Esa extensión dependerá del uso que va a tener nuestro dominio. Lo más recomendable es que la extensión sea .com, ya que es una extensión internacional y permite ver nuestro dominio en cualquier parte del mundo.

La antigüedad del dominio es muy importante también a la hora de determinar su valor, ya que Google le da una ponderación especial a los dominios con mayor edad, permitiendo que estos se posicionen mejor en los motores de búsqueda de internet.

Por otra parte, un dominio que ya tenga un tráfico web constante, vale más dinero que uno que no se ha trabajado, ya que es ideal para monetizar la página. Debes tener claro que poseer un dominio, solo te da el derecho a utilizar el nombre, por lo tanto, otro punto importante que le da mucho valor al mismo, es si el dominio viene con su página web incluida.

El negocio de comprar y vender dominios, es un trabajo muy rentable que puede involucrar grandes cantidades de dinero, ya que es un mercado con mucha demanda por parte de los usuarios de la web que buscan posicionar su contenido. La compra – venta de dominios, ha logrado concretar transacciones hasta por millones de dólares.